Home / Salud y Pareja / Familia / Niña de 12 años hace algo inesperado en la sala de partos luego de la inesperada pregunta del médico

Niña de 12 años hace algo inesperado en la sala de partos luego de la inesperada pregunta del médico

Sin dudas la vida ha dado regalos maravillosos a miles y miles de personas, pero estamos conscientes que dar a luz, es el mejor y más extraordinario regalo que la vida puede dar a una mujer.

. Algo maravilloso además, es poder presenciar el nacimiento de un niño, pero tan espectacular es ese momento en que pudieras ver como tu mami trae al mundo a tu adorado o adorada hermanita.

Esta historia que a continuación de dejaremos, es sin duda de las más conmovedoras y de un notable e importante valor emocional.

Las imágenes de una pequeña niña dentro de un salón de partos, se habrían vuelto virales, luego que su rostro se pudiera observar lleno de emociones.

Según Huffington Post, la niña, reconocida con el nombre de Jacee, acompañaba a su madre Dede Carraway, y quien estaría a punto de dar a luz.

No había algo tan claro en ese momento, como que Jacee acompañaría a su querida madre en el salón de parto mientras se materializaba la llegada de su hermanito.

No hubo reparos por parte del equipo médico, todos estuvieron totalmente de acuerdo, pero lo que luego preguntó al partero, nadie se lo esperaba.

Petición desesperada y dudas de sus padres…

Ya era un hecho de que Jacee quería estar presente en el salón de partos, justo cuando su mami, fuera a dar a luz al esperado bebé.

Pero por la experiencia de sus padres, ambos consideraron que la niña no estaría preparada para presenciar un acto similar.

Quizás esos segmentos bajo el efecto de la sangre, aspecto en que nacen los bebés, el adolorido rostro de su querida madre, y el instrumental médico, podrían llegar a ser un impacto brutal para una niña de apenas 12 años de edad.

Y teniendo en cuenta, la seguridad, el deseo y la fijación de la menor de 12 años por presenciar aquel suceso, accedieron y permitieron a que Jacee estuviera en el momento del parto.

Todo quedó bajo el acuerdo de que: Si, Jacee estaría presente, no podría interferir en el proceso de parto, además tendría que limitarse a molestar en cualquier caso.

Pero aun cuando todo habría estado coordinado para que la menor de 12 años pudiera tener presencia en el salón de parto… vino una queja por parte de la chica, y todo porque desde donde estaba ubicada, no tenía accesibilidad para presenciar el nacimiento de su esperado y querido hermanito. Y fue en ese justo momento, cuando el médico lanzó a Jacee una Gigantesca Pregunta:

La Interrogante y la latente emoción de todos…

Según la publicación de Love What Matters, se pudo conocer que el doctor habría dicho a la niña en forma de petición, que por que no se vestía y le ayudaba con el nacimiento del bebé.

Posted by Love What Matters on Friday, June 9, 2017

Pero mientras muchos esperaban un NO por respuesta, Jacee aprovechó en ese mismo instante para vestirse adecuadamente, colocarse guantes y formar parte del equipo para darle nacimiento a su hermanito. Qué recibimiento NO…?

Después de todo, el doctor accedió a que la niña recibiera con sus manecitas la cabecita de su hermanito, pero por si fuera poco, permitió honorablemente a que Jacee cortara el cordón umbilical.

Las imágenes que se divulgaron en las redes sociales, fueron posteadas por una amiga de la familia, Nikki Smith, y que posteriormente fueron replicadas por cientos de medios de comunicación de todo el mundo.

En entrevista al Diario Huffington Post, la madre de Jacee muy conmovida por el suceso dijo: “En las fotos, ves las expresiones en su rostro. No había un ojo seco en la habitación. Ella hizo emocionar a todo el mundo, porque estaba tan feliz. Ni siquiera puedo explicar las emociones que tuve”.

Es increíble la fortaleza que puede tener un niño…

Estamos completamente seguros, que muchas personas no están completamente de acuerdos en que una sala de partos, sea un ideal escenario para un infante.

Todo dependerá de cómo vivan nuestros hijos por medio de nuevas experiencias y vivencias, y además de nuestro comportamiento y como seamos capaces de contar el paso de la vida a nuestros hijos.

Si usted le cuenta a sus hijos, que el parto es un proceso dramático, que prevalece la sangre, que lo que presenciará es terrible o feo, sin lugar a dudas se llevará ese sinsabor grabado en su memoria y no lo aceptará de manera natural y espontánea.

Al contrario de que si usted deja que su hijo viva esas experiencias, mate la curiosidad y viva las experiencias del mismo milagro de la vida, esta experiencia puede ser más que emocionante y conmovedora, para la familia y además para el pequeño en especial, pues un hecho como este, podría marcarle para toda la vida.

Si por casualidad de la vida, tienes hijos pequeños y saben sobre la existencia de alguna prueba documental en la que se observe su nacimiento, no le niegues la posibilidad de mezclarse con la realidad del milagro que los trajo al mundo.

Los niños en su gran mayoría son fuertes, rara vez se impresionan, pero si son capaces de lanzarte una ola de preguntas buscando respuestas que les aplaquen las ganas de conocer sobre su existencia.

Sin dudas podrían hasta lograr emocionarse si ven esas imágenes o videos que en ese momento quedan grabados, y pudieran hasta sentirse más amados que nunca.

Hay que estar claros que, el tabú o la imposibilidad viajan en nuestra mente, debes comprender que los niños son personitas especiales, son fuertes y que toman las cosas con mucha naturalidad que los adultos.

No es menos cierto, que en muchas ocasiones, vemos a los niños caminar por la oscuridad y no llevan consigo el miedo. El miedo se les proporciona cuando se le comienza a decir cosas como, el bicho, el coco, el monstruo, y todo por el simple hecho de no querer que haga lo que está haciendo, o queriéndolo cuidar, no se da cuenta que está causando trastorno al niño.

Pero retomando el tema, podemos afirmar que el nacimiento de un ser humano, sin dudas es algo maravilloso que forma parte de nuestro ciclo de vida, no tendríamos por qué sentir pena o vergüenza y tampoco a un niño ocultarle tal proceso.

La pequeña involucrada en esta conmovedora historia, a su corta edad, y después de vivir esa inolvidable experiencia ha decidido que quiere ser obstetra, de esta forma deduce que puede ayudar a las mamás a dar a luz a sus hijos y traerlos al mundo. Muy lejano de impresionarse, el hecho le ha dejado una huella para el resto de su vida. Y tú, ¿dejarías que tu hijo presencie el parto de su hermanito?

Compártelo para conocer que Opinan tus Amigos.

Sobre admin

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

x

Check Also

Una madre pierde la vida después de dar a luz a su hijo, pero su bebé no estaba dispuesto a perderla e hizo esto

Al nacer este pequeño angelito su hermosa madre perdió la vida, pues ...